08/10/16

miércoles, 10 de agosto de 2016

Pan de tomates secos y orégano en panificadora.




Este pan es una delicia para aperitivos, desayunos y en cualquier momento. Se queda de un precioso tono rosado. Yo preparé un pesto de cilantro y no podíamos dejar de comer... Ainsssss

INGREDIENTES.-
  • 500 g de harina de fuerza
  • 145 g leche a temperatura ambiente
  • 145 g agua tibia
  • 10 ml AOVE
  • 70 g tomatitos secos, mejor en aceite
  • 60 g queso parmesano
  • 2 cucharadas rasas de orégano
  • 2 cucharaditas sal
  • 1,5 cucharaditas azúcar
  • 4 g de levadura seca de panadería
ELABORACIÓN.-
Ponemos todos los líquidos en la panificadora y la sal, así nos aseguramos de que esta queda lejos de la levadura para que no se inactive. Añadimos los tomatitos y el parmesano picados muy menudos, el azúcar y el orégano. Ahora la harina, hacemos un volcán y echamos la levadura.






Programamos menú pan normal o blanco. 750 g y tostado medio. En la panificadora del lidl es el 1. Tened en cuenta que yo vivo en Madrid y lo he hecho en pleno verano. En zonas húmedas es mejor poner unos 50 ml menos de líquidos. Cuando termine el último amasado retiramos las palas y acomodamos la masa, con las manos humedecidas con agua.


Dejamos que termine el programa y mantenemos 10 minutos con la panificadora apagada. Desmoldamos inmediatamente y enfriamos sobre rejilla.
Quedó tan bueno que olvidé hacer fotos de las rebanadas y nos lo comimos todo. Para la próxima...



Si os fijáis quedó con la superficie plana y no con la forma típica ligeramente elevada en el centro. Esto es porque se me fue la mano con los líquidos, pero en la receta las medidas están ajustadas.
¡Buen provecho!